Consultoría inmobiliaria

Consultoría inmobiliaria: evolución y tendencias en el mercado de suelo y promoción

La extraordinaria resiliencia del sector inmobiliario ante los últimos años de pandemia ha logrado que el 2021 fuese un año récord para la vivienda. ¿La clave del éxito? Haber podido adaptarse, a la perfección, a las necesidades de los usuarios y cumplir las expectativas deseadas a nivel residencial. En Escoge, como tu consultoría inmobiliaria de confianza, queremos en este artículo hablarte de la evolución y tendencias en el mercado de suelo y promoción.

No todo son buenas noticias en nuestro sector. El estallido de la guerra en Ucrania ha dado un vuelco a lo que parecía una economía fuerte después de la crisis sanitaria. Y es que, a consecuencia de los elevados costes de los materiales, la energía, o los transportes, la producción de obras nuevas se encuentra en riesgo cada vez más. De ahí que esta industria pida a gritos una gestión más profesional.

Se cree que el mercado del suelo va a seguir activo durante este año, y que la inversión de alquiler seguirá pisando con fuerza. No obstante, la inflación y los costes de edificación suponen una barrera a la hora de construir nuevas viviendas. Por lo que algunas constructoras se ven obligadas a detener o posponer los proyectos.

Además, para poder paliar los efectos económicos, se han subido los precios de obra nueva. Costes que, para los usuarios, son demasiado elevados. Hablamos de, aproximadamente, un 15,2 % más que el año anterior (último dato obtenido en mayo). Este hecho puede provocar una disminución en el porcentaje de ventas de lo que se esperaba. No obstante, las cifras que se dataron en el 2021 y las que se prevén en este año no aportan una visión negativa del sector:

  • Visados de obra nueva: en 2021 los datos son de +22,0 %, en 2022 un 9,0 % más. Es decir, más de 12 000 visados.
  • Inicio de obras: el año pasado se empezaron un 28,5 % de obras, en 2022 se prevé un 3 % más.
  •  Compraventa de obra nueva: en 2021 se sumaron 71 827 compraventas, actualmente se prevé que se totalicen unos 73 411. De hecho, en junio de este año se obtuvo la mejor cifra desde el 2007, con 58 000 operaciones cerradas.
  • Transacciones de suelo: se prevé un 4,1 % más de los del año pasado, cuando se dataron 29 826 transacciones. Aun subiendo el precio un 10,4 % más.

Se prevé una ralentización en la recuperación de la economía española, a causa de la subida del PIB de hasta un 4,7 %

¿Cuál es el futuro de la compraventa de suelos y viviendas?

Aun la subida de la compraventa de viviendas, la tensión para poder acceder a un suelo es visible. Y es que en nuestro país hay una escasa disponibilidad de suelo, para poder edificar.

Comunidades como Cataluña, Valencia, algunas partes de Andalucía o País Vasco son las más afectadas, al presentar poco margen de crecimiento.

Los datos también revelan que los perfiles de particulares o promotoras han perdido peso, y que los inversores, respecto al año pasado, han intensificado sus operaciones. Por este motivo, las adquisiciones de estos activos tienen, actualmente, una proyección más a largo plazo, o bien, con expectativas de revalorización futura.

Otra tendencia de este 2022 es la demanda de suelo urbano. Desde el pasado abril, el suelo urbanizable aumenta un punto, llegando al 14 %. Un hecho que se ha obtenido gracias a los planes de reparcelación de los Ayuntamientos. Sin embargo, estos solares son más demandados por inversores y promotoras, que viven la necesidad de aumentar el parque residencial de nuestro país.

Estos datos nos dan a entender que la tendencia, que apareció durante la pandemia, ha dado marcha atrás y las ciudades se han vuelto a posicionar como la ubicación más demandada por los compradores. De ahí que los suelos más alejados de las capitales pierdan aquel peso que habían conseguido durante la crisis sanitaria. Una tendencia que, muy probablemente, venga dada por el regreso a las oficinas y la vuelta a la normalidad.

Consultoría inmobiliaria: ¿cómo han evolucionado los precios de las viviendas?

Se prevé que la subida del suelo sin identificar siga incrementándose, como ya pasó entre el 2020 y el 2021, que registró una subida cercana al 4 %, pasando de los 146 a los 151 euros.

De hecho, es probable que este año llegue a superarse el precio de 167 €/m² que había en prepandemia. Un dato que, aun siendo elevado, no llega a alcanzar los 279 € que vivimos en el 2007.

El estudio sobre las diferencias territoriales expone que la rentabilidad más alta la arroja tanto el País Vasco como Baleares. Por otro lado, Extremadura es el territorio con mejor relación precio-retorno. En cambio, Barcelona cuenta con unos costes elevados y una rentabilidad negativa, que preocupa al equilibrio del mercado.

 

En resumen, a causa del conflicto bélico, los precios se han disparado y el avance de la economía se ha paralizado. Es delicado poder anticipar cuál será el comportamiento de los costes de construcción y de compraventa, pero se prevé que el mercado, poco a poco, vuelva a la normalidad.

¿Quieres comprar o vender un inmueble? ¡Ponte en contacto con nuestra consultoría inmobiliaria!