comprar un terreno para construir una casa

Más de 1,5 millones de viviendas nuevas pueden ser creadas en España

En la búsqueda de soluciones para afrontar el desafío de la vivienda en España, surge una perspectiva optimista: la posibilidad de crear más de 1,5 millones de viviendas nuevas. Este potencial no solo aborda la creciente demanda de viviendas, sino que también podría tener un impacto significativo en la economía y la calidad de vida de los ciudadanos. Si estás interesad@ en comprar un terreno para construir una casa, en este blog exploraremos las razones detrás de esta cifra impresionante y las oportunidades que presenta.

La crisis de la vivienda persiste y cada día crece la demanda de distintos tipos de propiedades, ya sea vivienda asequible, alquiler o compraventa. Sin embargo, en España nos enfrentamos a una seria escasez de oferta, lo que ha llevado a diversos actores del sector inmobiliario a instar a la adopción de medidas para abordar esta problemática.

En este contexto, el sector busca activamente terrenos para desarrollar, y según el último informe de la empresa capital inmobiliario CBRE sobre las tendencias en el sector living se identificaron 255 millones de metros cuadrados de suelo en España que podrían absorberse en los próximos 30 años, dando lugar a la construcción de al menos 1,8 millones de viviendas.

El estudio, Proyecto Terra, se centra en el análisis detallado de suelos disponibles para desarrollo, incluyendo aquellos en gestión urbanística pendientes y los que están en el último estado de planeamiento, listos para ser consumidos en los próximos años. La mayoría de estos terrenos son de uso residencial finalista y son clave para la construcción de viviendas que luego puedan ponerse a la venta. Sin embargo, un desafío significativo radica en que muchos de estos terrenos están bajo la propiedad de la administración pública, y su disponibilidad para la comercialización dependerá de las decisiones gubernamentales.

Las grandes ciudades como Barcelona, Madrid, Valencia y Málaga experimentan una mayor demanda y absorción, lo que significa que se necesitará menos tiempo para desarrollar viviendas en comparación con otras áreas

Ventajas de este crecimiento de viviendas en España

El crecimiento de la población, los cambios demográficos y la urbanización continua generan una demanda constante de viviendas en España. Capitales como Madrid, Barcelona y Valencia se enfrentan a una presión significativa en sus mercados inmobiliarios. Construir más de 1,5 millones de viviendas no solo satisfaría esta creciente demanda, sino que también contribuiría a estabilizar los precios y hacer que la vivienda sea más accesible para todos.

La construcción de viviendas no solo satisface la necesidad básica de alojamiento, sino que también impulsa la economía. De hecho, generaría empleo en el sector de la construcción, aumentaría la demanda de materiales de construcción y contribuiría a la reactivación económica. Este impulso económico tendría efectos multiplicadores, afectando positivamente a otras industrias y generando ingresos fiscales adicionales para el gobierno.

Por otro lado, la construcción de nuevas viviendas ofrece la oportunidad de incorporar innovaciones arquitectónicas y tecnológicas. Desde la eficiencia energética hasta el uso de materiales sostenibles, estas nuevas construcciones podrían establecer estándares más altos en términos de respeto al medio ambiente. La implementación de tecnologías inteligentes también podría mejorar la calidad de vida de los residentes, creando comunidades más sostenibles y eficientes.

Desarrollo urbano planificado

Para alcanzar este objetivo (de 1,5 millones de viviendas), es esencial un enfoque de desarrollo urbano planificado. La planificación cuidadosa garantiza la integración adecuada de servicios públicos, áreas verdes y transporte eficiente. Además, se pueden abordar problemas como la congestión del tráfico y la falta de instalaciones recreativas mediante un diseño urbano inteligente, mejorando así la calidad de vida de los residentes.

Llevar a cabo un proyecto de esta envergadura requiere la colaboración del gobierno y el sector privado. Los incentivos fiscales, subsidios y asociaciones estratégicas pueden ser clave para estimular la inversión privada en el desarrollo de viviendas. Al trabajar juntos, el gobierno y el sector privado pueden superar obstáculos y acelerar el proceso de construcción.

Mirando el mercado actual, el vicepresidente de CBRE España, Javier Kindelan, destaca que sigue estrangulando y que los costes de construcción continúan aumentando. Esta presión en los precios del suelo contribuye a un aumento de los índices, mayores costes energéticos y dificultades en la accesibilidad a la vivienda, lo que podría resultar una disminución en la oferta de viviendas.

La vivienda de segunda mano será la más afectada en los próximos meses, mientras que la vivienda nueva experimentará una menor repercusión debido a la alta demanda.

Así pues, construir más de 1,5 millones de viviendas en España no es simplemente una aspiración audaz, es una oportunidad para abordar problemas críticos y allanar el camino hacia un futuro habitacional más sostenible y próspero. Al aprovechar este potencial, España no solo puede satisfacer la creciente demanda de viviendas, sino también sentar las bases para comunidades vibrantes, económicamente sólidas y respetuosas con el medio ambiente.

Sigue las novedades del sector inmobiliario en nuestro blog. Además, si quieres comprar un terreno para construir una casa, puedes ponerte en contacto con nosotros y te ofreceremos la información necesaria relativa a los terrenos que tenemos en venta.